Joan Murray sobrevivió a una caída de paracaidismo de 80 mph gracias al aterrizaje en un montón de hormigas de fuego. Se cree que sus mordiscos le dieron una descarga de adrenalina que mantuvo su corazón latiendo.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.