INGLATERRA.- Un hombre perdió su dedo índice en un accidente de moto, solicitó llevárselo, y en su casa, lo cocinó y se lo comió porcuriosidad, y además guardó los huesos de recuerdo.

David Playpenz, tiene 30 años, es fabricante de muebles, proveniente de Essex, Inglaterra, sufrió un accidente de moto donde perdió uno de sus dedos.

Los cirujanos tuvieron que amputarlo y el hombre, lejos de querer tirarlo, pidió permiso para llevárselo a su casa luego de la operación.

“Se mantuvo en la misma heladera donde las enfermeras ponen la leche para el té”, explicó Playpenz.

El hombre dijo que siente cierta curiosidad sobre el canibalismo y pensó que sería buena idea comer su propio dedo y guardar los huesos de recuerdo. “Siempre quise saber cual es el gusto de la carne humana”, sostuvo David.

Fuente: El Intransigente

By Ignacio

Ignacio Pereti es un reconocido periodista y escritor en proceso de aprendizaje continuo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.