Durante la Segunda Guerra Mundial en 1944, el Mayor Claude Hensinger saltó de un avión B-29, cuando el motor se incendió. Sobrevivió a causa de su paracaídas. Más tarde, le pidió a su novia Ruth que confeccionara un vestido con el mismo paracaídas. El vestido de hoy se exhibe en el Instituto Smithsonian.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.